Embalaje forrado con brik interior.

Cómo construir embalajes de madera para envíos marítimos

Compartir

Los embalajes de madera para envíos marítimos son totalmente necesarios para garantizar que cualquier mercancía llega a su destino sin sufrir deterioros durante su transporte en barco.

Para conseguirlo, se han de seguir unos cuidadosos pasos durante su elaboración, con el objetivo de asegurar los máximos estándares de calidad y protección.

Para construir embalajes de madera para envíos marítimos, en Empisa seguimos cuidadosamente los siguientes pasos.

PUNTO 1: Elegir el tipo de madera que mejor conviene a la mercancía que se va a transportar. Por ello, disponemos de varios tipos diferentes, cada uno con unas características diferentes (tabla, contrachapado, OSB, etc.).

PUNTO 2: En base a las medidas requeridas por el cliente, proceder a cortar todas las maderas que formarán el embalaje, su base, laterales, costados y tapa.

Los tacos actuaran como patines del embalaje, lo cual es muy importante para su desplazamiento de un lugar a otro haciendo uso de una carretilla elevadora, un transpalet o cualquier otro medio. Por esta razón es por la que hay que proveer a la base de mayor resistencia, ya que deberá soportar todo el peso de la caja cuando se encuentre elevada.

PUNTO 3: Ensamblaje. Mediante pistola neumática de clavos se fijan todos los elementos, empotrando bien sus cabezas para evitar daños causados por el roce.

Después se procederá a remachar los clavos para evitar que se desclaven sin tener que romper la madera.

PUNTO 4: Forramos todo el interior con cartón brick, con el objeto de preservar  de la humedad del exterior el producto que alberga el embalaje.

En ocasiones, también colocamos en su interior unas bolsas de silicagel, para ayudar a contrarrestar este factor de humedad ambiental en cualquier envío por vía marítima.

PUNTO 5: Fijar, mediante tinta indeleble, todas las marcas necesarias referentes a normas de seguridad exigidas en el ámbito internacional y los sellos que dan fe de que la caja se ha elaborado con madera tratada según los requerimientos del tratamiento fitosanitario (normativa NIMF15 internacional).

Una vez finalizado este procedimiento, el embalaje ya se encontraría listo para ser llevado a su destino o recogido por parte del cliente junto a la documentación requerida.

A continuación, os dejamos este vídeo realizado por Empisa donde podrás ver cómo hemos construido un embalaje para envíos marítimos.

 

¡Esperamos que os guste!

Deja una respuesta

Nombre *
Correo electrónico *
Web

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.